El Gobierno catalán gasta 1,7 millones en dietas por asistencia a reuniones

C. Catalan

La Generalitat de Catalunya dedica anualmente 1,7 millones de euros a pagar dietas por asistencia a reuniones. Por una reunión se llega a recibir 627 euros. Una investigación de Opengov.cat, con el apoyo de CRÍTIC, radiografía estas dietas y sueldos en un gráfico interactivo.

El sueldo más habitual de un alto cargo de la Generalitat ronda los 76.000 euros anuales, 8.000 euros menos de media para las mujeres, y la remuneración por dietas puede llegar a suponer un aumento de sueldo de hasta el 30%. También durante la crisis y pese a haberse aplicado recortes en sanidad y educación.

Son conclusiones de la investigación realizada por OpenGov.cat, colectivo de periodistas de investigación que ha cruzado, por primera vez y después de un complejo proceso informático, la información sobre “retribuciones” de altos cargos y asesores, y 1.529 “dietas por asistencia a órganos colegiados y de gobierno” disponibles en el Portal de la Transparencia inaugurado en julio 2013 En el caso de funcionarios de la Administración, no se incluye ni complementos de destino, ni específicos, ni trienios ni pagos por otros conceptos a que no se ha tenido acceso. Por ello, su salario real puede ser superior.

Territorio y Economía, los que más gastan

El pago de dietas es muy desigual. Territorio y Economia gastan medio millón de euros al año cada uno, por 4.600 reuniones y por un millar respectivamente. En cambio, Educación paga 44.000 euros por otras 1.055.

Las reuniones por las que más se cobra son las del consejo de administración de Infraestructures de la Generalitat: 627 euros por cada una, rozando el salario mínimo interprofesional de 645 euros mensuales. Entre las peor pagadas están las del Consejo Escolar de Catalunya: 43 euros.

Los consellers Puig, Ortega y Vila incrementan su sueldo con dietas

Todos los consellers tienen un sueldo bruto anual de 103.176 euros y el de algunos se incrementa por estas dietas. El conseller de Empresa y Ocupación Felip Puig encabeza la lista con más de 11.700 euros por presidir Avançsa, el Instituto Catalán de Energía y el Centro de Telecomunicaciones y Tecnologías de la Información (CTTIC), como corresponde a su cargo. De este Centro es vicepresidenta Joana Ortega y por ello en concepto de dietas percibe 6.000 euros.

El conseller de Territorio y Sostenibilidad, Santi Vila, podría ser el número uno porque, aunque se lleva 7.500 euros por 18 reuniones, renuncia a 4.000 euros por otras 61. Preside cuatro consejos de administración y un consejo de dirección. “La renuncia a determinadas dietas es una decisión personal en coherencia con la trayectoria política del conseller,” según fuentes del Departamento. “Cuando fue alcalde de Figueres renunció al sueldo de alcalde mientras cobraba como diputado”.

El Gobierno tripartito (2003-2010) recortó las dietas un 10% por un acuerdo de Gobierno. “Las normas o leyes de creación de los consejos de administración o órganos de gobierno de empresas públicas establecen quién forma parte de ellos y si deben o no cobrar alguna dieta,” según el departamento de Presidencia, donde más altos cargos hay.

“La percepción de las dietas –añaden– se justifica en función del riesgo que comportan las decisiones que toman y las responsabilidades que se asumen al ser partícipe de dichas decisiones”.

“El tema clave es si el cobro de la dieta es por razón del cargo”, afirma Joan Subirats, del Instituto de Gobierno y Políticas Públicas de la UAB. “Si el cargo implica la asistencia a reuniones, es redundante y es un abuso desde el punto de vista ético que se les remunere el trabajo dos veces. Una disposición legal no lo justifica. Solo es justificable –matiza– una pequeña compensación si se trata de personas de otras procedencias que, por ejemplo, tienen que leer documentación o desplazarse para asistir a las reuniones”. La inmensa mayoría de trabajadores de la Generalitat no cobra por reunirse.

********

En el gráfico interactivo del siguiente enlace se puede visualizar la distribución de las dietas y salarios de todos los altos cargos y el precio de las dietas por cada reunión.

http://opengov.cat/embed/dietes/es/

El método de conversión de los documentos con software de reconocimiento óptico de caracteres (OCR) puede ocasionar imprecisiones ortográficas. Hemos revisado cuidadosamente todos los datos. No obstante, si detectáis algún error, escribidnos un correo electrónico // AUTOR: Martin Virtel (opengov.cat).

******************

El consejero delegado del Institut Català de Finances, el secretario del gobierno y el secretario de Infraestructuras y Mobilidad lideran el cobro de dietas

josepsanroma

La persona que más dietas por reuniones cobra es Josep-Ramon Sanromà (26.468 € anuales) director del Institut Català de Finances (ICF). Esta entidad, que aspira a convertirse en el banco público catalán, reparte más de 200.000 euros al año en dietas por sus propias reuniones y un 10% de esta cantidad la recibe Sanromà por estar en la junta de gobierno y en las comisiones ejecutiva, de financiación agroalimentaria y de inversiones en capital. A Sanromà, que ostenta otros cargos, los consejos de administración de Instrumentos Financieros para Empresas Innovadoras (IFEM), filial de ICF, y de Avançsa le reportan 6.000 euros adicionales.
Jordi_Baiget_a_Medalla_Or_Generalitat_2014_6871

El secretario del Gobierno, Jordi Baiget, está presente en cuatro de las reuniones mejor pagadas de tres departamentos distintos y es el segundo alto cargo que más dietas cobra: 24.329 euros anuales. Reunirse 46 veces incrementa su sueldo un 23%. Participa como vocal en la junta de gobierno del Institut Català de Finances (ICF) y en el consejo de administración de Infraestructures de la Generalitat de Catalunya,  que gestiona la obra pública de la Generalitat. Esta reunión supone un gasto público mensual de 12.500 euros, cifra equivalente al sueldo de seis maestros de primaria.

Baiget es vicepresidente tercero del Centro de Telecomunicaciones y Tecnologías de la Información (CTTI), adscrita a Empresa y Ocupación, donde cada reunión –11 al año– tiene un coste de 10.300 euros para el erario público.

ricard-font

Ricard Font, secretario de Infraestructuras y Mobilidad, obtiene 24.221 euros anuales por 72 reuniones que le suponen un incremento de sueldo de un 30%. Es el alto cargo con un mayor aumento porcentual de sueldo base. Font, que tiene 43 años y proviene de las Juventudes de Convergència, asiste a algunas reuniones con mejor retribución, como las del consejo de administración de Infraestructures de la Generalitat (7.500 euros en total). Además, recibe más de 5.000 euros por presidir el consejo de administración de Aeropuertos Públicos de Catalunya, y los comités ejecutivos de la Autoridad del Transporte Metropolitano (ATM) y de Puertos de la Generalitat, en cuyo consejo asesor también figura. Sin embargo, como vocal de otros cuatro consejos de administración cobra más (9.650 euros) que como presidente.

El pasado junio la Comisión de Asuntos Institucionales del Parlamento aprobó una propuesta de resolución para eliminar temporalmente los “derechos derivados de la asistencia a órganos colegiados”, solo “mientras los trabajadores públicos no reciban de forma íntegra sus catorce retribuciones”. Lo hizo con el voto a favor de Esquerra Republicana (ERC), el Partit Socialista (PSC), Iniciativa Esquerra Unida (ICV-EUiA) y Ciudadanos. El Partido Popular se abstuvo. Convergència i Unió votó en contra después de intentar introducir una enmienda que diluía la propuesta. Las resoluciones no son textos normativos y por lo tanto no tienen fuerza vinculante, pero sí implican compromiso político. En octubre de 2013 ya se había aprobado la resolución 323/X, que instaba al Gobierno a “redimensionar las dietas y gratificaciones extraordinarias” para modernizar la Administración.

Foto: Flickr